miércoles, 9 de agosto de 2017

Ojalá me equivoque


Cuando don Fernando Bofill manifestaba, en la rueda de prensa celebrada en la sede de la Junta de Extremadura, que el centro de  televisión de Extremadura, solicitado por la propia Junta y por su presidente, se instalaría en Mérida después de los Mundiales, a uno se le ocurría lo de la frase del Tenorio: “para largo me lo fiais”… y otras muchas cosas, porque como uno tiene “espíritu de paleto de Extremadura”, región de las promesas incumplidas, se va sin querer siempre a lo negativo y hasta que no ve la realización hecha y funcionando, peca de incrédulo. Yo no sé si en este caso —que puede se realice— nos va a pasar lo del “el gato escaldado del agua fría huye”, que dice el refrán, pero como nos ha costado mucho conseguir algo, aunque sea poquito, uno sigue pecando de incrédulo y ya, en el retraso de las fechas hasta pasados los Mundiales, comienza a ver fantasmas, aunque puede no los haya pero, con sinceridad, si el centro se tuviera realmente “en cartera”, mejor ocasión que los Mundiales no se va a encontrar para ponerlo en marcha.
Pero en esto de la televisión, hay otra cosa que surge cuando se nos habló de que el centro, que tendrá sus equipos y antenas en Montánchez, va a hacer un programa regional para toda Extremadura. Veamos: el norte de Extremadura, o sea, media provincia de Cáceres, al menos de Tajo para arriba, ven ahora la televisión por Peña de Francia; el Sur, o sea, media provincia de Badajoz, la ve por Guadalcanal, con lo que nos queda que Montánchez sirve realmente solo para una franja interior que podríamos deslindar como la que existe entre el Tajo y el Guadiana, o un poco más al Sur… Entonces, ese programa regional que se promete, si se sirve desde Montánchez, va a ser a nuestro juicio, muy poco regional, a no ser que se apuntale por una serie de repetidores que, tomando la señal de Montánchez, lo llevaran al Norte y Sur de la región, y eso es una operación que estimamos demasiado costosa para que la realice Televisión, y aun fiando en que las dos diputaciones pusieran su “granito de arena” en cuanto a allegar fondos…
En fin, amigos, que yo veo “muy en el aire” el centro y el programa regional, aunque ojalá yo sea el equivocado.
Diario HOY, 1 de abril de 1982

No hay comentarios:

Publicar un comentario